Unlimited AE and Premiere Pro templates, videos & more! Unlimited asset downloads! From $16.50/m
Advertisement
  1. Photo & Video
  2. Lighting Equipment

Introducción a los paneles LED para fotografía y video

Spanish (Español) translation by steven (you can also view the original English article)

Los LED no solo están ocupando el espacio de las luces fluorescentes y de tungsteno en nuestros hogares, sino que también han ganado un uso extensivo en fotografía y video. Esto se debe en gran parte a las ventajas que presentan en comparación con, por ejemplo, el tungsteno, que fue el tipo de fuente de luz dominante durante muchos años en los estudios.

Ventajas de los LED para fotografía y video

Los LED tienen una ventaja no solo porque necesitan menos energía para ofrecer la misma cantidad de luz (los LED convierten el 90% de su energía en luz, mientras que el tungsteno solo logra entre un 10 y un 20%, transformando el resto en calor). Además, debido a la forma en que funcionan, son más seguros de usar en lugares en los que ni siquiera soñarías colocar una lámpara de tungsteno. Esto significa que las luces LED son más fáciles de usar cuando se trata del uso de geles para controlar la temperatura del color, o con fines creativos: no queman los geles... y no te queman las manos cuando las tocas.

Los LED también son mejores cuando se trata de fotografiar personas o materiales sensibles, como comida, por ejemplo, porque puedes colocarlos más cerca del sujeto sin tener que preocuparte por el calor que hace que sea incómodo para la persona fotografiada, o recalentar el plato fotografiado.

Si bien no reemplazan al flash, a veces se pueden usar LED en lugar de flash, y ofrecen la ventaja que generalmente asociamos con la luz continua: Ofrecen una vista continua de lo que la luz hará al sujeto fotografiado, y reflejar inmediatamente cualquier cambio en la posición e intensidad de la luz.

Placed away from the camera a LED panel is an optimal portable and controllable light sourcePlaced away from the camera a LED panel is an optimal portable and controllable light sourcePlaced away from the camera a LED panel is an optimal portable and controllable light source
Colocado lejos de la cámara, un panel LED es una fuente de luz óptima, portátil y controlable

El precio inicial de los paneles LED, cuando aparecieron los primeros modelos en el mercado, era tan alto que solo algunos incluso pensarían en comprarlos. LitePanels, uno de los pioneros en el uso de luces LED para video y fotografía, pediría hasta $500 por su Micro Pro Hybrid, un panel LED portátil para usuarios de DSLR. Este panel ofrecía lo que en ese momento parecía una característica interesante para una luz continua para grabar video: Un modo de flash para fotografía, con el LED ofreciendo una ráfaga similar a una luz estroboscópica con una salida un 400% más brillante, o dos paradas de luz. Parecía lo mejor de ambos mundos en una caja pequeña, pero las limitaciones del flash, tanto en potencia como en control (ya que no hay medición TTL), lo hacían menos versátil que un flash real.

One LED panel and small reflectors allow a lot of options when it comes to photographing small objectsOne LED panel and small reflectors allow a lot of options when it comes to photographing small objectsOne LED panel and small reflectors allow a lot of options when it comes to photographing small objects
Un panel LED y pequeños reflectores permiten múltiples opciones a la hora de fotografiar objetos pequeños

Desde sus humildes comienzos, las luces LED crecieron hasta convertirse en la fuente de luz omnipresente en cinematografía y fotografía. Los paneles LED han aumentado de tamaño, mientras que los precios han bajado año tras año. Una mejor tecnología ha permitido más potencia y un mejor control de la temperatura de color de las luces LED, lo que ha contribuido a difundir su uso. Con más gente interesada en probarlos, era obvio que el mercado en crecimiento atraería a más empresas y, como había sucedido con las bombillas LED, los paneles LED baratos de China inundaron eBay y otros mercados. Esas fuentes de luz no calibradas no ayudaron mucho en términos de reconocimiento de las capacidades de los LED y de alguna manera crearon la idea de que los paneles LED baratos no eran buenos.

Avanzamos un par de años y el panorama es completamente diferente. Los paneles LED son más asequibles y la tecnología ha evolucionado, lo que facilita la obtención de luces lo suficientemente buenas a un precio justo.

Comparación de diferentes paneles LED

Probé varios paneles LED para este artículo, desde un panel LED de $500 de los primeros días de la industria (y que ya no está disponible para su compra, una señal de lo rápido que han cambiado las cosas) hasta un panel LED de un año. Se vendió por $200 y se lanzó recientemente un modelo de $75.

Esta no es una prueba científica, sino práctica, que trata de averiguar si las diferencias entre paneles valorados de forma diferente justifican invertir dinero extra en los más caros. Me concentré en paneles pequeños y portátiles, generalmente construidos para ser colocados en la zapata de una cámara DSLR para video, ya que estos parecen ser los modelos que la mayoría de lectores buscarán.

Los paneles LED pequeños generalmente se conciben de una manera que permite montarlos juntos para crear paneles más grandes. Así que tiene mucho sentido, para los fotógrafos independientes y los videógrafos que trabajan solos o con pequeños equipos, comprar paneles pequeños y expandir su sistema de iluminación según sea necesario. Ese es uno de los grandes aspectos de estos pequeños soles portátiles que puedes llevar a todas partes.

Light painting with a LED panel A compact camera and a long exposure 15 seconds did the trickLight painting with a LED panel A compact camera and a long exposure 15 seconds did the trickLight painting with a LED panel A compact camera and a long exposure 15 seconds did the trick
Pintura de luz con panel LED. Una cámara compacta y una larga exposición (15 segundos) funcionaron

Cómo funcionan los paneles LED

Antes de continuar, veamos qué es un pequeño panel LED. Por lo general, es una caja rectangular con una serie de LED en un lado y una abertura para el compartimiento de la batería y la ubicación de los controles en la parte posterior. Los paneles pequeños utilizan seis pilas AA para proporcionar energía, el tiempo de uso depende de la potencia de la luz y del tipo de pilas utilizadas.

Por lo general, están disponibles en balance de luz diurna (5500-5600K) o tungsteno (3200K), a veces con balance de color ajustable, a través de controles en los modelos más sofisticados (y costosos). En los modelos más simples, los filtros suministrados (un filtro de calentamiento y uno de conversión de luz diurna a tungsteno) permiten una fácil adaptación. Algunos modelos también ofrecen la posibilidad de elegir entre configuraciones puntuales e inundables. Los grandes paneles LED, que están fuera del alcance de este artículo, también ofrecen un ajuste de ángulo de haz variable y una amplia gama de accesorios asociados con el control de la luz en cinematografía y fotografía.

Los paneles LED pequeños generalmente vienen con un medio para sujetarlos a la zapata de una DSLR, por lo que se colocan justo sobre la lente y cubren todo lo que el usuario señala. Pero nada impide que los usuarios coloquen estos pequeños paneles LED en cualquier lugar de la escena, para obtener efectos más creativos en términos de luz, y esto funciona tanto para video como para fotografía.

Usos de los paneles LED

El hecho de que los paneles sean fuentes de luz continua hace que sea fácil de configurar y evaluar cómo se verá el resultado en la imagen, ya sea una sola toma o una secuencia de video. Si bien pueden no ser muy potentes, el hecho de que se puedan colocar cerca de los sujetos los hace muy versátiles, y no solo en el estudio. Como son extremadamente portátiles, puedes usarlos en exteriores, desde retratos hasta fotografías de la naturaleza.

Funcionan muy bien para la fotografía de flores, por ejemplo, para abrir sombras o para obtener un punto de luz en un área y dejar el resto oscuro, el tipo de cosas que de otro modo haría con un flash, pero que puedes lograr con la misma facilidad con una pequeña luz LED, nuevamente con la ventaja de ver inmediatamente cuál será el efecto.

Poder colocar el panel LED lejos de la cámara, como también lo harías con un flash de infrarrojos o un radio activado, es otra ventaja a considerar. Con un pequeño trípode o soporte de luz y/o JustinClamp con una extensión de zapata, es fácil colocar tus LED donde desees. Una vez que te acostumbres a la cantidad de luz que dan tus paneles LED, se convierte en una segunda naturaleza colocarlos cerca de donde deseas para el efecto deseado. Y siempre puedes controlar la cantidad de luz emitida, además de poder ajustar tu exposición en cámara. Nuevamente, los paneles LED no harán que el flash sea obsoleto, pero seguramente son algo para incluir en tu kit de fotografía.

Evaluación de la luz producida por paneles LED

¿Todos los paneles LED son iguales? Bueno, no, pero los tiempos en los que había que gastar mucho dinero para obtener buena luz de estos sistemas son cosa del pasado. E incluso entonces, dado que la tecnología era incipiente, los usuarios encontrarían que la temperatura de color se trataba de forma salvaje, como, hasta cierto punto, se trata hoy. Todavía es un poco salvaje cuando se trata de paneles LED. De repente, descubre que la luz del día tiene diferentes significados para diferentes personas. La fidelidad en el color no se logra por completo, y esa es una característica no solo asociada con los paneles baratos. Aún así, hemos recorrido un largo camino desde los primeros días, y si necesitad reproducir los colores con un 100% de fidelidad (sea lo que sea), existe un mundo de opciones para elegir.

Two LED panels used to give light shadow and shape to an amphora at a museum exhibitTwo LED panels used to give light shadow and shape to an amphora at a museum exhibitTwo LED panels used to give light shadow and shape to an amphora at a museum exhibit
Se utilizaron dos paneles LED para dar luz, sombra y forma a un ánfora en una exhibición de museo

En cuanto a la fidelidad del color, la industria creció bajo la idea de que las luces con el CRI (Índice de reproducción cromática) más alto eran las únicas aceptables para fotografía y video. Entonces, los fabricantes comenzaron a imprimir la información en el paquete de sus paneles LED. Con un valor de referencia de CRI 100 considerado óptimo para la reproducción del color (lee nuestro artículo, Guía para el uso de bombillas LED de consumo para fotografía y video, para saber más), solo los paneles LED con valores de 80 en adelante se consideraron “buenos”.

La gente sigue considerando los valores de CRI como una referencia importante para la fotografía y el video, pero la verdad es que incluso el CRI no parece funcionar como un buen indicador para las luces LED. Cuando se trata de bombillas, se ha demostrado que algunos LED con un CRI tan bajo como 25 pueden producir luz blanca que realmente hace que los colores de los objetos parezcan más vívidos, mientras que los LED con puntajes altos de CRI renderizan algunos colores de objetos saturados, particularmente el rojo, muy mal.

Esto llevó a la creación de un comité técnico para estudiar el problema y crear un nuevo estándar. La escala de calidad del color (CQS) fue desarrollada y presentada, en 2010, por el Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST) de los Estados Unidos, pero no se ha llegado a un acuerdo sobre la nueva definición. Por tanto, el CRI todavía se utiliza como referencia, aunque la antigua norma, creada hace más de cuatro décadas, para otros tipos de iluminación, no es el mejor estándar para utilizar con la tecnología moderna. Esto se debe a que los sensores de las cámaras digitales reaccionan de manera diferente a las emulsiones, y las luces que se usan en la actualidad representan un desafío para el sistema.

CRI tiene muchas fallas, y esa es la razón por la que los equipos de televisión están pasando al TLCI (Índice de consistencia de iluminación de televisión), que parece más apropiado para el entorno específico de la televisión, aunque no es un estándar internacional aprobado. Las pruebas realizadas por la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas también revelaron que existen problemas con el uso de luces LED en películas en movimiento, por lo que CRI puede estar al borde de la extinción. Entonces, ¿todavía tiene sentido usarlo como referencia al comprar paneles LED?

The original images not edited from the 3 LED panels used for this articleThe original images not edited from the 3 LED panels used for this articleThe original images not edited from the 3 LED panels used for this article
Las imágenes originales, no editadas, de los tres paneles LED utilizados para este artículo.

Confía en tus ojos

Si bien no tenemos una respuesta a esa pregunta, tenemos un buen consejo para los lectores: Confíen en sus ojos. Esto significa que al comprar paneles LED deberías poder probarlos y probablemente devolverlos si no funcionan para lo que pretendes. Encontrar un minorista que acepte ese tipo de trato puede ser difícil, pero puede valer la pena. O tal vez puedes traer tu propia cámara y comprobador de color a la tienda, y crear condiciones temporales para probar algunos de los modelos que te interesa comprar.

Además de confiar en tus ojos para detectar si el amarillo de tu pantalla LCD se parece al amarillo que conoces, también debes tener algo de fe en el sensor y el software de tu cámara. De hecho, los sensores y el software actuales pueden hacer magia con los colores, especialmente si disparas en RAW (bueno, JPEG también funciona, hasta cierto punto, pero ese es otro tema en conjunto...). Disparar en RAW significa que puedes ajustar la temperatura del color en el posprocesamiento, lo que sugiere que puedes, casi, "tener cualquier color que desees" si sabes cómo ajustar los controles deslizantes en tu software.

¿Significa esto que puedes tomar fotografías sin siquiera pensar en lo que estás haciendo? No. Siempre debes intentar adaptarte a las condiciones en las que estás fotografiando, principalmente porque la imagen que verás en la pantalla LCD de tu cámara, que es un JPEG de RAW, te dará una idea de la imagen final en términos de color. Aunque tenemos acceso a algunas herramientas fantásticas, tiene sentido seguir trabajando con cautela en el campo, para que cuando lleguemos a casa tengamos los mejores archivos para trabajar.

Lo que esto significa es que con los sensores modernos y el software sofisticado que tenemos hoy, y que incluye incluso algunos programas gratuitos que encontrarás por ahí, es posible usar paneles LED que están un poco apagados en lo que respecta al color y aún así administrar para ajustar todo a lo que tus ojos ven como correcto durante el posprocesamiento.

Los resultados de las pruebas

Para este artículo probé, como dije, tres paneles LED diferentes, con precios que van desde los $500 a los $75. Ellos eran:

El LitePanels Micro Pro Hybrid es un pionero en lo que respecta a luces LED para DSLR. El Manfrotto Spectra LED es una caja delgada y muy bien diseñada, y el más reciente, el Phottix VLED, es un panel LED grueso con forma de caja.

Todos están calibrados para lo que se dice que es la luz del día, pero LitePanels funciona a 5600 Kelvin, Manfrotto a 5000 y Phottix a 5500, por lo que existe una ligera diferencia entre los resultados obtenidos con cada uno de ellos. Aunque ofrecen diferentes salidas de luz, para esta prueba ajusté la exposición para obtener resultados similares con cada uno de ellos, una exposición media, ya que el objetivo era comprobar si los colores eran muy diferentes entre los tres. Establecí la temperatura de color de acuerdo con el valor de cada panel LED.

The same images see picture above edited in Camera RAW and PhotoshopThe same images see picture above edited in Camera RAW and PhotoshopThe same images see picture above edited in Camera RAW and Photoshop
Las mismas imágenes (ver imagen arriba) editadas en Camera RAW y Photoshop

Fotografié unos frascos de perfume y conchas, y finalmente una selección de frutas sobre un fondo gris, que es la imagen que se muestra aquí. Hay diferencias, obviamente, pero son más pequeñas de lo que cabría esperar: la imagen de LitePanels tiene un tono un poco magenta, mientras que la de Phottix se vuelve verde.

La conclusión más importante de la prueba. Sin embargo, es que con algunos ajustes en la etapa de posprocesamiento, los resultados finales son muy similares, después del ajuste. Abrí las imágenes en Camera RAW y finalmente las edité en Photoshop, simplemente para obtener el blanco y el negro en sus posiciones correctas, ¡o más o menos!

Ver imágenes pequeñas en línea no ayuda a tomar una decisión final, pero esto debería darte una idea de lo que puedes esperar de estos sistemas, que de alguna manera representan niveles muy diferentes en términos de precios. Entonces sabes cuál es cuál, digamos que el número 1 corresponde a LitePanels, el número 2 a Manfrotto y Phottix es el número 3. ¿Cuál elegirías?

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Looking for something to help kick start your next project?
Envato Market has a range of items for sale to help get you started.