Unlimited WordPress themes, graphics, videos & courses! Unlimited asset downloads! From $16.50/m
Advertisement
  1. Photo & Video
  2. iPhone
Photography

5 formas inteligentes de usar tu iPhone en Photo Studio

by
Difficulty:IntermediateLength:ShortLanguages:
This post is part of a series called How To Use Your iPhone Like a Pro.
When and How to Use Your iPhone on the Job (And When Not To)
How To Use Your iPhone Like A Pro Video Camera

Spanish (Español) translation by Claudia Márquez (you can also view the original English article)

El iPhone es mucho más que solo una cámara; es una herramienta poderosa que puede ser utilizada de muchas maneras por todo tipo de fotógrafos. Un área donde su utilidad a menudo se pasa por alto es en el estudio fotográfico.

En el artículo anterior, discutí cuándo era (y no era) apropiado usar la cámara de tu iPhone en el trabajo. En este artículo voy a ver algunas de las otras maneras en que puede usarse mientras trabajas. 

Mientras digo "iPhone" a lo largo de este tutorial, todo lo que muestre también funcionará perfectamente, y a menudo mejor, en un iPad. 

1. Mantenga su material de referencia a mano 

Una de las formas más sencillas de usar su iPhone mientras trabaja en un estudio es como herramienta referencia.  Un dispositivo iOS es perfecto para almacenar toda la información que necesita para una sesión fotográfica. Aún mejor, porque son pequeños, portátiles y fáciles de usar, no se interponen en el juego. 

Con acceso a Internet, puedes usar instantáneamente un iPhone para acceder a casi cualquier información que necesites. Sin embargo, si estás luchando para encontrar material de referencia en el medio de una sesión, probablemente no hayas preparado lo suficiente.

evernote references
Un poco de material de referencia de una sesión reciente en Evernote. 

En su lugar, use aplicaciones como Evernote o incluso Lightroom Mobile para preparar todo su material de referencia por adelantado en su computadora. Descargue y guarde sus imágenes de referencia, diagramas de iluminación u otros recursos en Evernote o Lightroom. Sincronice todo el material a la aplicación iOS correspondiente y estará allí cuando lo necesite.

Un iPhone o iPad también pueden manejar archivos PDF a la perfección, por lo que si está trabajando desde una guía de presentación o iluminación comercial, puede tenerlo a mano. 

2. Revisión clara y fácil del cliente

Anteriormente escribimos sobre cómo revisar imágenes con Lightroom Mobile y cómo disparar directamente a su computadora conectando su cámara con Lightroom. Es posible combinar ambas ideas. Con un poco de configuración inteligente puede fotografiar de forma normal mientras el cliente, el asistente o el director de arte revisa las imágenes mientras las graba en su iPad. 

La forma más sencilla de hacer que esto funcione es crear una colección vigilada que alimenta Lightroom Mobile. Primero, crea una colección. Nombre la colección "Tethered Shoot" y configúrela para que se sincronice con Lightroom Mobile. Luego haga clic derecho sobre él y conviértalo en la Colección de Destino.

Siga el tutorial de Andrew sobre cómo configurar el anclaje a red en Lightroom y, mientras dispara, envíe las imágenes que desee al iPad agregándole a la colección Tethered Shoot. Puedes hacerlo presionando la tecla B en tu teclado; es el atajo para agregar una imagen seleccionada a la colección objetivo.

review lr mobile
El cliente puede revisar imágenes mientras dispara usando Lightroom Mobile. 

El cliente, el asistente o el director de arte pueden marcar o rechazar las imágenes tal como las ven sin tener que pasar el mouse sobre su hombro (o el de su técnico).  La interfaz de Lightroom Mobile es lo suficientemente simple como para explicarlo en unos momentos incluso a las personas más tecnófobas. Todas las clasificaciones que realicen se sincronizarán con su colección principal de Lightroom.

3. Control avanzado de la cámara

Ya le he mostrado cómo puede usar su iPhone para tomar imágenes de lapso de tiempo y de exposición prolongada con el dispositivo móvil TriggerTrap. También puede usarlo de la misma manera que un disparador remoto en el estudio.

Conecte su iPhone usando el dongle TriggerTrap y configúralo en modo de liberación de cable simple o temporizador automático. Si tiene dos dispositivos iOS, puede usar uno como disparador principal y uno como un control remoto conectado a la cámara. Usé esta configuración para tomar el autorretrato a continuación. 

selfie triggertrap
Tome este autorretrato usando TriggerTrap para controlar mi cámara.

Si también estás tomando autorretratos o haciendo otras cosas que te mantienen alejado de la cámara, puede funcionar bien. Sin embargo, hay otros métodos que le dan más control.

Si tu cámara tiene WiFi integrada, Canon y Nikon tienen aplicaciones móviles que puede usar para controlarla. Con ambas aplicaciones puedes usar la vista en vivo de tu cámara, cambiar el enfoque y la exposición, activar la cámara e importar fotos a tu iPhone. Si tu cámara lo admite, esta es una opción un poco más flexible que TriggerTrap ya que solo necesitas un dispositivo iOS para configurarlo de forma inalámbrica.

Si tu cámara no tiene WiFi integrada, puedes usar CamRanger, un dispositivo de $ 300 que se conecta a tu cámara y crea una red inalámbrica. Te conectas a él y puedes controlar completamente tu cámara, usar live-view e importar imágenes usando su aplicacion iOS. Al igual que TriggerTrap, CamRanger está dirigido más a fotógrafos de vida silvestre, paisaje y time-lapse que fotógrafos de estudio, pero aún puede ser útil. 

4. Busca Oportunidades, Sacale Provecho

Con toda la fanfarria sobre las características sofisticadas, esta es fácil de pasar por alto: el iPhone es un gran reproductor de música. Con un dock o un conjunto de parlantes bluetooth puedes mantener el ánimo alto con algunas melodías optimistas. Solo tenga cuidado de no ofender el gusto de tu cliente en la música.

5. Documente lo que hace

A pesar de todos sus sorprendentes diagramas de iluminación y grandes planes, una vez que ingresas al estudio, las cosas cambian. Algo que pensaste que funcionaría a menudo no lo hace y un pequeño cambio aleatorio que realices puede conducir a grandes resultados. Si no registras lo que haz hecho, es poco probable que puedas recrear el efecto en una fecha posterior o averiguar qué lo hizo tan exitoso.

Puedes usar la cámara de tu iPhone para tomar un video de la configuración o, si está más organizado, usar la misma aplicación que usaste para crear tus materiales de referencia, probablemente Evernote o Lightroom, para documentar toda la configuración, incluidas las luces, modificadores y configuraciones de energía que has usado. Esto tiene la ventaja de mantener toda la información de una sesión en un solo lugar. 

Los resultados no tienen porqué ser sólo para usted; también puede usar su iPhone para crear secuencias excelentes detrás de escena para compartir con tu audiencia.

Conclusión 

Entrar en el estudio ya no significa apagar el teléfono. Si eres inteligente al respecto, puedes usarlo como la Biblia de los disparos, una herramienta para que tus clientes revisen las imágenes mientras trabajas, una cámara remota o incluso solo una forma de hacer un seguimiento de lo que estás haciendo. La cámara del iPhone, justificadamente, recibe una gran cantidad de prensa, pero hay muchas más formas en que los fotógrafos pueden usar todo el dispositivo. 

¿Cómo usas tu iPhone cuando estás filmando? Déjame saber en los comentarios o comunícate conmigo en Twitter. Estoy interesado en escuchar

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Looking for something to help kick start your next project?
Envato Market has a range of items for sale to help get you started.